Badabun te recomienda

Encontraron algo escalofriante en el último bote del Titanic. La iglesia lo ocultó por años….


Fue la noche del 14 de abril en 1912, el planeta se conmocionó cuando se dio a conocer la trágica noticia del hundimiento del barco más grande de toda la historia, el RMS Titanic. Un gigante buque que fue construido con el objetivo trasladar a miles de personas de Europa a Estados Unidos. Pero ¿Qué fue lo que pasó después? 



Lamentablemente durante el recorrido chocó contra un iceberg y después de dos horas y media se hundió al fondo del océano Atlántico. Desde entonces este suceso ha estado lleno de secretos impresionantes. Justo cuando pasó un mes después de la tragedia en la que perdieron la vida más de 1500 personas, el RMS oceanic encontró un bote de madera a la mitad del Atlántico. Esto fue lo que hallaron... a 320 km de donde fue el accidente, vieron un salvavidas flotando. Entonces el capitán dio la orden de que la autoridad fuera a revisar, porque seguramente era parte del Titanic y podrían estar hablando de un tesoro. 





Eran 8 los tripulantes que se acercaron a ver, pero cuando vieron lo que había dentro del pequeño bote quedaron asombrados, había 3 cuerpos en proceso de descomposición, dos eran bomberos que trabajaban en la sala de máquinas del Titanic. El tercer cuerpo era Thomson Beattle, un pasajero de 37 años, viajaba en primera clase disfrutando de una cena elegante cuando sucedió la catástrofe. 


Los tripulantes trataron de mover los cuerpos, pero estaban tan descompuestos que se separaron en el momento. Entonces tomaron la decisión de realizar un ritual para dar descanso a sus cuerpos, los cubrieron con mantas y después de un par de rezos los aventaron al mar. Después de una investigación determinaron que ese bote era el Collapsible Boat A, fue el último en salir del Titanic antes de desaparecer. Se calcula que subieron alrededor de 30 personas, pero desgraciadamente fallecieron por las temperaturas tan bajas. Algunos de ellos los rescataron otras embarcaciones y el resto murió a los días. Otro de los pasajeros fue Edward Lindell, él perdió a su esposa durante el impacto, pero desgraciadamente también él falleció durante los 30 días que el bote salvavidas quedó desorientado en el mar, los tripulantes del RMS encontraron su anillo de casado, decía ¨Edward a Greta¨  en el bote A. 




Las imágenes que encontraron y una carta escrita fueron subastadas por uno de los tripulantes en el 2016. 

¨Navegué el Atlántico después del hundimiento del Titanic. Encontramos un bote salvavidas con cuerpos descompuestos, de un hombre de traje y dos con traje de bombero. Cuando los movimos los brazos quedaron en las manos del oficial de la tripulación. Los cuerpos fueron soltados después de rezos. Finalmente el bote lo pusimos en nuestra cubierta¨ 


Hay muchos más escritos encontrados que la iglesia Católica guardó por muchos años, testimonios de personas que perdieron la vida en los botes. En sus textos muchos pasajeros afirman que se cometieron asesinatos, puesto que los religiosos prohibieron que los pasajeros que no eran de primera clase abordaran los botes. También en las cartas explicaban como el capitán del Titanic aseguró en la cena que no se preocuparan los de primera clase pues habría espacio para todos ellos. Lo cierto es que han pasado 100 años desde entonces y el Titanic aún sigue sorprendiéndonos con sus misterios. 

Recomendados
Quizzes
Recomendados
Publicidad