Badabun te recomienda

6 cosas escalofriantes que tu cuerpo sigue haciendo después de morir. La #5 te enchinará la piel


No hay duda que la muerte es una realidad difícil de afrontar, ya sea la de algún ser querido o el temor a que te llegue tu momento. Simplemente es algo que ningún ser vivo puede evitar, es el ciclo de la vida. “Polvo eres y en polvo te convertirás”, pero antes de esto hay cosas muy extrañas y escalofriantes que le pasan a los cuerpos después de dar su último aliento. 

Como lo aprendimos en la primaria, los cuerpos están formados por; vitaminas, proteínas, bacterias y células, pero cuando morimos estas siguen allí y reaccionan con el ambiente dando como resultado cosas que parecen de otro mundo.

¿Sabes qué cosas le pueden pasar a tu cuerpo después de morir? Pues sigue leyendo que aquí te lo  diremos todo:


1.- Podrías convertirte en un jabón


¿Qué? Así es, tal y como lo oyes, resulta que si ciertos químicos y organismos logran entrar a tu ataúd, las grasas de tu cuerpo podrían convertirse en jabón ¡Wow! Después de todo los chicos del “Club de la Pelea” no estaban tan chiflados ¿Verdad? 


2.- Podrías explotar


¿Has visto algún animal que lleva muerto unos días? Pues el cuerpo humano también se puede inflar como globo. 

Sin los químicos que aplican en las funerarias, después de unos días el gas que se acumula por la descomposición hará que te expandas y que hagas ¡Bum! 

3.- Servirás como alimento


Así es, volverás al ciclo de la vida y renacerás como parte de otro ser vivo ¿Cómo? Ajá, tal y como lo oyes, otros organismos como;  gusanos, hormigas y cucarachas comerán tu cuerpo ¡Wow!

4.- Si eres una mujer embarazada, podrías dar a luz.



En el pasado esto era algo común, sin tanta tecnología los partos eran muy peligrosos, así que si la madre moría estando embarazada los gases terminaban expulsando al bebé del cadáver ¡Que loco! 

5.- Si eres hombre se te podría parar…


Puede ser chistoso pero es algo real, después de morir especialmente ahorcados o ejecutados esta parte puede pararse. Además al pasar unos días los gases que se crean dentro por la descomposición también pueden hacer esto posible.

6.- Te mueves


¡Qué horror! Pues no importa que ya no tengas vida, el cuerpo puede moverse por sí solo, obvio no nos referimos a que pueda caminar, solo son pequeños movimientos involuntarios a causa de la electricidad que aún corre por el organismo, el más normal se llama “la señal de Lázaro”, esta ocurre cuando el muerto levanta uno de los brazos y luego vuelve a bajarlo.
Recomendados
Quizzes
Recomendados
Publicidad